viernes, 21 de abril de 2017

Nuevos rostros...

Han pasado dos años desde mi último post en este blog. Siempre con una promesa, la misma promesa cada año: "Este año vuelvo a mi blog personal".

Muchos me preguntarán por qué -o quizás no, no sé cuantos recuerden este espacio-. La realidad es que voy a empezar siendo sincera, porque eso es lo que siempre caracterizó este blog: no lo hice por vagancia. Pura y dura. Hilando un poco más fino me doy cuenta de que no es sólo eso, también me daba recelo volver y hablarles de mí. De lo que he hecho con mi vida en estos años.

No me avergüenzo de ninguna de las cosas que he hecho, arrepentirme peor. Sin embargo, en esta época de redes sociales, donde te lee tu tía, tu primo y, en mi caso, mis papás, es muy complicado informarle al mundo con punto y coma qué estás pensando, qué es de tu vida, qué quieres hacer y cuáles son tus planes.

No les miento, me he topado con mucha maldad. Me desenvuelvo en un medio que también tiene mucha maldad. Y es ese recelo el que me ha llevado a guardarme muchas opiniones y decir "no, mejor no lo digo porque muchos van a joder". Me he vuelto perezosa para debatir, pienso que discutir sobre un punto de vista en redes sociales es inútil, porque aceptémoslo... Tienes tu punto de vista y la persona que te refuta tiene el suyo, ninguno de los dos cambiará su forma de pensar por lo que digas. Entonces, no pierdo mi tiempo.

Sé que es una especie de limitación impuesta por mí misma, pero la realidad es que me he vuelto una persona de prioridades. ¿Perder 10, 20, 30 minutos de mi tiempo discutiendo con una persona en Facebook/Twitter o editar un vídeo, escribir un proyecto, que tengo pendiente? La opción por la que me inclino es obvia.

Y sí, he vuelto. No era el regreso triunfal que esperé, no sé qué diablos pasa con mi dominio dannahanna.com, lo arreglaré en el futuro -o tal vez no- pero por el momento decidí volver donde todo empezó: chinabella.blogspot.com, mi eterno blog con más de 10 años de creación. Donde escribo desde que tengo 14 años (¡¡HOY TENGO 27!!) y el que, de una u otra manera ha sido testigo de mi historia. Porque recordar en estas líneas me ha sacado lágrimas -o quizás es producto de que estoy nostálgica escuchando 'Stuck In a Moment' de U2'-, así que en el camino de escribir este post me dí cuenta de que tampoco volvía porque aquí dejé amores, desamores, mi adolescencia y parte de mi vida laboral. Crecer duele, amigos. Eso es innegable. Y enfrentarse a los fantasmas del pasado es aún más doloroso.

Ahora... ¿Qué me motivó a volver justo ahora? El motivo más estúpido del mundo, de verdad. Estaba haciendo una campaña de influencers sobre una obra de teatro que vendrá a la ciudad (sí, también cambié de trabajo y decidí emprender, pero ese es otro cuento) y me di cuenta de que últimamente las marcas usan a las mismas personas, los mismos personajes de redes sociales, de televisión. Vas a un evento y ves a la misma gente. La misma gente que saludas hipócritamente a veces, que no son tus amigos pero que el medio te los pone en el mismo camino y debes fingir que son tus panas de la vida, tomarte fotos, subirlas a las redes y esperar lluvias de likes.

Esa es la razón por la que mis campañas son diferentes. No me gusta usar a los mismos influencers, me gusta buscar continuamente. Y pensando sobre eso escribí el siguiente tuit:


No sé si en el momento en que lo escribí estaba tratando de justificarme, pero la realidad es que muchos se sienten culpables por buscar nuevos rostros cuando debería ser natural, porque sí... el ser humano es de hábitos, pero nos cansamos de las personas. Hay que aceptarlo.

Una vez, hace ya casi cuatro años, terminé una relación amorosa porque estaba cansada. Había amor, pero yo ya no soportaba la rutina, me carcomía por dentro. Así que me embarqué en ese dilema eterno: ¿Seguir por amor muriéndome de aburrimiento o terminar la relación y volver a vivir a través del sufrimiento que me causo?

Y sí, sufrir también es parte de vivir. Así como los nuevos rostros que van incorporándose -o reincorporándose- a tu vida con los años.

He vuelto, amigos. Y esta vez.. no pienso guardarme nada.
"You've got to get yourself together... You've got stuck in a moment and now you can't get out of it. Don't say that later will be better now you're stuck in a moment and you can't get out of it", U2 - "Stuck in a Moment".

Gente que me lee

Vivencias pasadas

Cosas de las vivencias:

Check PageRank